Beneficios de los CETES

Como bien sabemos, entre los valores que existen para invertir en México, los Certificados de la Tesorería de la Federación (CETES) son de los preferidos dado que se caracterizan por ser títulos de crédito al portador que se nominan en moneda nacional y tienen la garantía del Gobierno Federal.

Entre las diversas ventajas que pueden tener los CETES, que comparte ampliamente con otros bonos del estado, destacamos que el aval federal es una pauta definitiva a la hora de decidir por invertir y adquirir CETES u otro valor. Para comprar CETES es necesario abrir una cuenta en cualquier Banco y después una inversión a plazo. Cada banco tiene establecidos sus mínimos y proporcionan diferentes tasas. Se busca que estén indizadas a la tasa de CETES para obtener una mejor tasa, acorde al monto que se tenga disponible.

Destacamos entonces los principales beneficios de invertir en CETES:

  • Variedad: a la hora de invertir, se puede elegir entre una gran variedad de CETES con vencimientos cercanos o lejanos, cupones a tasa de interés fijas o variables con pagos mensuales, semestrales o anuales.
  • Capacidad de reventa: a diferencia de otros instrumentos, los CETES se pueden vender y comprar diariamente en el mercado secundario, donde se puede encontrar las cotizaciones.
  • Riesgo: a diferencia de las acciones, los CETES otorgan un retorno conocido a la inversión. Por eso son una forma ideal para ahorrar, con un cierto margen de seguridad.

Los CETES se encuentran bajo el manto de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) que es quien tiene la facultad de colocarlos a descuento o bajo par. Por otra parte, la SHPC se encarga de determinar cuáles son los montos, rendimientos, plazos y condiciones de colocación, sin olvidar otras características específicas de las diversas emisiones.

Unos datos relevantes para saber cuáles son las ventajas de los CETES:

  1. Son muy seguros: Los CETES se catalogan como uno de los instrumentos que el gobierno emite para fondearse; a cambio ofrece una tasa de interés cobrable al final de un plazo establecido. Por esta razón, son de amplia seguridad comparado con otras opciones del mercado, porque el aval de esta inversión es el gobierno.
  2. Nafin administra los recursos: otra de las cuestiones a su favor es que a la hora de comprar CETES, los ahorros pasan a Nacional Financiera, que es la institución responsable de administrarlo de acuerdo con las instrucciones de inversión emitidas.
  3. Existe más de una vía para abrir tu cuenta en Cetes Directo: una es mediante la apertura de una cuenta por Internet, sin embargo, esta no es la única vía, también puedes abrir tu cuenta en Bansefi, donde te proporcionarán un kit que contiene una tarjeta para autenticar las operaciones en la red, además de tus contratos.
  4. Esquema de ahorro recurrente: Cetes Directo cuenta con una opción de ahorro en la que puedes invertir una cantidad determinada cada mes, de manera automática. Así, se realizará la transferencia de recursos programados sin necesidad de generar cada vez una orden de compra. También existe una opción de reinversión automática para que tu dinero se invierta sin necesidad de que te preocupes por la fecha de vencimiento de tus inversiones.
  5. ¡Todos los martes!: Como sabemos, los martes, el Banco de México (Banxico) realiza una subasta de valores gubernamentales donde se define la tasa y el precio al que puedes comprar CETES. Gracias a CetesDirecto tienes posibilidad de comprar los valores gubernamentales de tu elección, en las mismas condiciones con la que los adquieren los bancos y casas de bolsa en subasta primaria. La única diferencia es que no tienes que preocuparte por calcular el precio para adquirir tus valores.

¿Quiénes pueden adquirir CETES?

Todos, tanto personas físicas como morales, dado que desde la aparición de CETES Directo, cualquiera puede hacerse de ellos con una inversión mínima de 100 pesos. En este sentido, quienes posean la FIEL, tendrán la posibilidad de invertir desde 100 pesos en CETES Directo.

Requisitos:

  • Mayor de 18 años
  • Ser titular de una cuenta bancaria
  • Poseer la Clave Bancaria Estandarizada (CLABE)
  • Residir en México
  • Tener el Registro Federal de Contribuyentes (RFC)
  • Tener Clave Única de Población e Identificación (CURP)

Los CETES, por su parte, se usan para que el gobierno se financie con recursos a corto plazo y pueda pagar sus compromisos. Con esto, queremos afirmar que son un pasivo o crédito para el gobierno.

Como bien hemos explicado, los Cetes Directo son instrumentos de ahorro, diseñados para que cualquier persona acceda abonando montos mínimos y pagan la misma tasa de interés que Cetes de la Tesorería de la Federación, que es de 4% al año.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Scroll To Top